Entre los regalos y homenajes que Newell's le hizo este martes a Diego Maradona, que volvió al Coloso del Parque donde también actuó como jugador leproso, llamó especialmente la atención uno: un trono para que el Diez siga el partido como un rey.

Diego se acercó al banco cantando junto a los hinchas rojinegros, firmó la butaca y luego se sentó cómodamente, donde de manera tranquila observó las primeras acciones del encuentro.

La iniciativa generó una gran repercusión a nivel internacional en las redes sociales.

Más información

Diego Maradona se emocionó, emocionó a todos e hizo delirar al Coloso

Todas las fotos del recibimiento a Diego Maradona en el Parque